ANEURISMA MICÓTICO COMO FORMA DE PRESENTACIÓN DE VIH.

  • angiografía
  • Pieza quirurgica

Irama Villar, Ramiro de la Prieta, Angel Sebastian, Ciriaco Aguirre.
Servicio de Medicina Interna. Hospital de Cruces. Bizkaia.

INTRODUCCIÓN:

Las infecciones por Salmonella sp son comunes en pacientes con infección VIH. Las complicaciones más frecuentes en la población general son el infecciones endovasculares. Sin embargo, la aortitis es rara en los pacientes con VIH.

CASO CLINICO:

Varón de 66 años, sin antecedentes de interés, que ingresa por un cuadro de  diarrea de 2 semanas de evolución sin fiebre junto con marcado cuadro general con pérdida importante de peso. En la exploración estaba febril ( Tª 38ºC), caquectico, sin otros hallazgos de interés.

En la analítica destacaba anemia leve sin leucocitosis y 400 linfocitos. La serología VIH fue positiva , con una carga viral >100.000 copias/ ml y unos CD4 de 46/ul. En el hemocultivo, creció Salmonella enteritidis. Como el paciente persistía febril se le realizó un TAC toraco-abdómino-pélvico que objetivó un pseudoaneurisma en aorta infrarenal (foto). El paciente fué intervenido quirúrgicamente, relizandose resección del aneurisma, que presentaba ya ruptura, y reconstrucción in situ. (foto) A los 10 días del postoperatorio el paciente presentó un cuadro brusco de disnea y shock ,falleciendo a las pocas horas. No se le realizó autopsia.

DISCUSIÓN:

Los niños, ancianos e inmunocomprometidos (incluidos los pacientes con VIH) con salmonelosis pueden sufrir cuadros severos e incluso mortales. La bacteriemia ocurre en un 7-10% de los pacientes, de estos un 35% tienen más de 65 años, y de ellos el 23% harán complicaciones endovasculares. Las complicaciones asociada a la bacteriemia  por Salmonella son comunes, fundamentalmente en pacientes con CD4<100/mm3. Los aneurismas micóticos por Salmonella tienen una alta tendencia a romperse (el 53-75% están rotos en el momento del diagnóstico).
El método diagnóstico de elección es el TAC que nos mostrará el pseudoaneurisma, dilatación aneurismática sacular, gas periaortico, osteomielitis vertebral adyacente…La angiografía se hace tras el TAC para confirmar el diagnóstico.

Sin cirugía la mortalidad es del 100%, pero aún con ella la mortalidad actual sigue siendo del 40-45% generalmente debido a la ruptura del aneurisma, o la afectación de la aorta torácica. El tratamiento antibiótico debe prologarse más de 1 mes tras la cirugía.

Volver